09 diciembre, 2010

Entrevista a David Morrison: Cuestiones comunes

Entrevista a David Morrison: Cuestiones comunes: "
- David Morrison, astrobiólogo de la NASA


Pregunta: Si no hay ningún problema llegará el año 2012, ¿puede decirme por qué el gobierno de los Estados Unidos está construyendo con tanta prisa tantos búnkers subterráneos? En su teoría de la conspiración, Jesse Ventura en la TV, mostró el interior de unos búnkers y a las fuerzas de seguridad de EE.UU. Decían que harían lo que fuese necesario para mantener los bunkers seguros en 2012.



http://feedproxy.google.com/~r/bitnavegante/~3/ONqfqaV7ciA/entrevista-davi

No hay refugios (búnkers) que se hayan construido en previsión de 2012, a excepción de algunos individuos que no se enteran de que el fin del mundo en 2012 es un engaño. Supongo que Jesse Ventura sabe que lo de 2012 es sólo una patraña, pero al fin y al cabo él está en el mundo del espectáculo. Su programa sobre la Teoría de la conspiración es entretenimiento, no periodismo. Su mismo nombre, 'teoría de la conspiración', es un término peyorativo que pretende explicar que cualquier hecho histórico o actual es el resultado de una trama secreta de conspiradores. Vea el episodio de Ventura con cuidado y verá que no muestra bunkers público reales ni entrevista a nadie que afirme haberlo visto. Son todo insinuaciones y especulaciones, con filmaciones de gente (en el aeropuerto de Denver, por ejemplo) que están obviamente confundidos por este tipo de preguntas extrañas y que quieren acceder a esos 'bunkers'. Él muestra un ejemplo donde los promotores privados están construyendo viviendas dentro de un silo de misiles abandonado. Tenga en cuenta que Ventura ni tan siquiera contacta con nadie que esté planeando mudarse a uno de estos hogares subterráneos para preguntarles por qué se trasladan allí. Este show es para el entretenimiento, por lo que le viene mejor dejar las preguntas sin resolver.





Lo que hay en realidad, son edificios a prueba de bombas para la defensa civil en todo EE.UU., que fueron construidos durante la guerra fría, especialmente durante la administración de Eisenhower. Estos incluyen el famoso centro de operaciones del Comando Aéreo Estratégico en Cheyenne Mountain y el gran complejo en Greenbrier, en Virginia oeste, que una vez fue lugar designado para funcionarios gubernamentales de alto nivel, en caso de un ataque atómico a Washington (hay buenos artículos sobre ambos casos en Wikipedia). Los refugios para defensa civil es una vieja historia y no tienen nada que ver con 2012.



Pregunta: ¿Deberíamos estar preocupados por el calentamiento gradual del Sol?



No, pero sí debemos estar preocupados por el rápido calentamiento de la Tierra que hoy día estamos experimentando. El sol influye en el clima de dos maneras. En primer lugar, hay una variación periódica en la producción de energía solar relacionado con el ciclo de once años de manchas solares (actividad solar). Los cambios de temperatura debido a esta variación han sido cuidadosamente monitoreados desde el espacio durante varias décadas, y son muy pequeños, casi demasiado pequeños para ser detectados por las mediciones de la temperatura global.



En segundo lugar, existe un calentamiento gradual que empezó desde que el Sol se formó hace cuatro mil millones de años, y que continuará durante miles de millones de años más en el futuro. A medida que envejece, el Sol ilumina cerca de un 7% más por cada mil millones de años que pasa, algo realmente insignificante para nuestra escala de tiempo, aunque eso pueda hacer inhabitable la Tierra dentro de dos a tres millones de años.



Nuestra crisis climática actual no está relacionada con el sol. Es la respuesta directa de la Tierra al añadido de dióxido de carbono y metano y de otros gases de efecto invernadero en la atmósfera. Hace más de un siglo, el ganador del Premio Nobel en química, Svante Arrhenius, fue el primero en predecir que la liberación de dióxido de carbono por la quema de combustibles fósiles podría causar un calentamiento adicional de efecto invernadero. Ahora vemos esto como un dramático cambio climático que coloca a toda nuestra civilización en peligro.



Hay interesantes paralelismos entre la campaña contra la ciencia del clima y el esfuerzo generalizado para negar la evolución biológica y bloquear su inclusión en las clases de ciencias. Tanto la negación del clima como la negación de la evolución utilizan la pseudociencia para luchar contra la verdadera ciencia. Esto incluye la fundación de institutos sin ánimo de lucro, la publicación de pseudociencia en revistas sin evaluación experta, y un marketing sofisticado en los pasillos del poder. Al parecer, algunos científicos pueden dejarse seducir por un fuerte compromiso ideológico para luchar contra las regulaciones gubernamentales sobre el medioambiente, así como algunos creacionistas están mucho más interesados en salvar nuestras almas (y la de ellos) que en entender la ciencia de la biología. Igual que los creacionistas, muchos de los inconformistas climáticos, "mercadean con la duda", usando la pseudociencia para socavar la ciencia real y crear una cuña para sus creencias no científicas.





Pregunta: Si el mundo no termina en 2012, entonces, se puede predecir cómo y cuando se va a terminar? ¿Será una muerte dolorosa?





El 'fin del mundo' es una idea tonta. Durante los primeros cinco años que respondí a las preguntas enviadas a 'Pregúntale a un astrobiólogo", nunca hubo pregunta alguna sobre el fin del mundo. Ahora recibo al menos una por semana. Creo que la gente que hace estas preguntas no están realmente interesados en el hecho de que el Sol se convierta en una gigante roja, y que se trague a la Tierra en unos cuatro mil millones años, nadie espera que la civilización humana dure miles de millones de años. Parecen tener miedo de algo que pasará en sus vidas o tal vez la vida de sus tataranietos.



Te prometo que nada va a destruir la Tierra. Las dos posibles amenazas globales para los siguientes siglos o milenios son la colisión con un gran cometa, que es muy poco probable, pero posible, y el derretimiento de los casquetes polares debido al calentamiento global, lo cual será inevitable si no alteramos drásticamente el consumo de combustibles fósiles. Ya sea el calentamiento global o una colisión de cometas podría llevar a una extinción en masa y quizá a la destrucción de nuestra civilización, pero tampoco sería el fin del mundo ni de la humanidad. El problema con la pregunta sobre el fin del mundo es que incremente temores innecesarios y nos distrae de hacer frente a los verdaderos problemas que enfrentamos.






"

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada